jueves, 4 de septiembre de 2008

Cómo vivir sin gastar dinero (I)

Imaginemos que la gran potencia mundial llamada Estados Unidos de Norteamérica es una señora muy rica. De carne y hueso como usted y como yo, pero con mucho dinero.

Usted y yo fabricamos un hermoso saco de lana, se lo mostramos a la Sra. EEUU, le decimos cuando vale y ella nos lo compra.

Como forma de pago nos entrega un papel rectangular color verde, con muchos dibujitos y rayitas, firmado por ella, y donde dice «vale por 100 dólares».

Usted y yo nos miramos sorprendidos por el canje pero enseguida reaccionamos positivamente pensando: «Un vale firmado por la Sra. EEUU se lo podremos canjear a cualquiera por lo que queramos comprar».

Nos vamos entonces muy contentos con nuestro papelito verde firmado por la Sra. EEUU mientras que ésta, no bien cierra la puerta, se pone el saco y se mira en el espejo llena de satisfacción por el abrigo y el embellecimiento.

Efectivamente, cuando vamos a comprar más lana para seguir haciendo sacos, nuestro proveedor nos acepta de buen grado este papelito firmado por la Sra. EEUU.

Si le siguiéramos el rastro al papelito, veríamos que pasan los años y sigue siendo usado como medio de pago, el saco de la Sra. EEUU ya se gastó y es usado por la encargada de la limpieza para lustrar muebles de su mansión y el papelito sigue valiendo 100 dólares.

Observemos que la Sra. EEUU logró abrigarse, lucir elegante y su fortuna no se alteró.

Volviendo al principio: La potencia mundial que logró hacer de su moneda local una moneda universal, se permite comprarnos lo que necesite sin gastar su fortuna.

●●●

20 comentarios:

Orlando de León dijo...

Si yo fuera más capaz, le pediría a mi suegro que se garantice un préstamo en un Banco, lo haría producir, lo cancelaría y a partir de ahí empezaría a trabajar con mi propia pequeña o gran fortuna. Pero no me tengo fe. Y él tampoco me la tiene.

Manuel dijo...

Los amigos son un capital que puede convertirse en dinero sin que eso sea ser un interesado sólo en el dinero.

Enrique dijo...

Los viejos les ganamos a los jóvenes en que somos más conocidos y tenemos más crédito. Los jóvenes nos ganan en que tienen más ganas de trabajar.

Rosa Dupetit dijo...

Respetuosamente tengo que decirle que esta idea de que EEUU compra sin gastar está muy bien explicada pero no puedo creerle a un licenciado en psicología y me remitiré a un economista de mi confianza.

Cordialmente, lo saludo

Marcel dijo...

Es lo que yo digo, la plata trae la plata. Es diabólico.

Axel dijo...

Me excita la yanki. ¿Cómo hizo tanto dinero? Mmmm

Stella dijo...

Y cómo alguien llega a que pueda pagar lo que compra sólo firmando un papel? Se enseña en algún lado esa técnica?

desnorteado sinrrumbo dijo...

¿Cuándo se convirtió el dolar en moneda universal? ¿Cuándo será destronado? ¿Cuándo llegará a interesarme eso?

el poeta dijo...

Si Uruguay fuese una señora tendría várices,
algún kilito demás
y un apartamentito
de espaldas al mar.

nahuel dijo...

Creo que la señora prefiere comprar pozos petroleros.

jackeline dijo...

Norteamérica es una señora muy rica que se ha enamorado de un negro divino.

pichuco saravia dijo...

La carne que le vendimos a la Sra. EEUU ya la tiene en los tobillos.

el inversor dijo...

Qué moneda loca, anda de mano en mano. En cuanto pueda la encierro en mi local.

laurousse dijo...

Volviendo al principio: Adán y Eva fueron expulsados del Paraíso y tuvieron que trabajar y trabajar para conseguir papelitos verdes. Las hojas de parra dejaron de servir como ropa y las temperaturas extremas se apoderaron de la Tierra. Por suerte habían trabajado mucho y canjearon los papelitos verdes por un equipo de aire acondicionado.

nao lu-lu dijo...

Todos esperamos que algún día se levante la Sra. África.

soñador superfluo dijo...

¡BOICOT AL IMPERIO!
NO COMPRE COCA COLA!!!

martín fierro dijo...

La Sra. China nos inunda con baratijas.

silvio milanés dijo...

¿fue después de comprar el saco que le cerró la puerta a Cuba?

manuela hans dupré dijo...

La Sra. Europa ordenó todas sus cosas y salió de conquista con un euro en la cartera.

Gezebu dijo...

Es claro que el juego no se trata de dinero, ni de poder comprar sin gastar las riquezas propias, detrás de este sistema nefasto solo existe un propósito de dominación y esclavitud global encubierta. Los que manejan el mundo desde atrás de las cortinas, no les interesa el dinero, ellos imprimen el dinero (que solo vale en función de nuestra patética sumisa aceptación), el dinero solamente es la herramienta utilizada para someternos a esclavitud. Y mientras el sistema engorda, entretejiendo mas efectivos métodos de dominación global, nosotros vamos como el burro de las caricaturas intentando morder la zanahoria, creyendo que si logramos alcanzarla tendremos una vida mejor, mientras seguimos espejismos ilusorios pretendiendo ser felices con los destellos de los espejitos de colores. La política y la economía son herramientas de poderes de oscuras intenciones. Los que están sobre el escenario solo son títeres, marionetas que distraen la atención de las masas, mientras los verdaderos gobernantes del mundo, detrás de bambalinas, trabajando desde organismos globales de poderío económico, van imponiendo su agenda. Es hora de despertar y hacernos concientes de la realidad...