viernes, 27 de febrero de 2009

Todo tiempo pasado fue igual

Se habla, se escribe, se comentan, se muestran datos, imágenes, situaciones que describen el escenario en que nos tocó vivir.

Por ejemplo, se dice que la globalización es un complejo fenómeno provocado por muchas y variadas causas, que consiste en una pérdida de fronteras no sólo geográficas sino también de nuestra propia vida cotidiana (porque podemos estar muy conectados unos con otros debido a la tecnología de las comunicaciones del tipo teléfono móvil, Internet, televisión).

Este brusco cambio en nuestro escenario habitual, es causante de un estado de ánimo que incluye incertidumbre, ansiedad, angustia.

Resumiendo los conceptos, podríamos decir que por culpa de la globalización “la gente hoy vive peor que antes” y se puede asegurar que ahora como nunca, “todo tiempo pasado fue mejor”.

Yo podría compartir estas ideas pero no puedo porque se me interponen dos argumentos en contra:

1) Si estudiamos la historia de nuestro pueblo o la de cualquier otro pueblo, encontraremos que la sensación de incertidumbre, ansiedad y angustia, siempre estuvo presente, aunque los motivos pudieran ser otros (guerras, epidemias, cataclismos, rumores, vaticinios);

2) El segundo motivo es que no me conviene pensar que esto es algo que nunca pasó porque entonces mi capacidad para resolver los problemas cotidianos se verá deprimida porque no sabré si podré o no resolverlos. Sabiendo que esto siempre le sucedió a la humanidad y que siempre se pudo resolver, dejo de pre-ocuparme y destino toda mi energía a ocuparme.

●●●

30 comentarios:

Ricarde Devitta dijo...

En realidad yo tampoco creo que el malestar obedezca a estos factores mundiales. Siempre hay problemas. Nunca faltan.Si no es una cosa es otra.

Nelson Etchandy dijo...

Si Milosevic se mandó un genocio en la ex-Yogoslavia, la tecnología se mandó un genocidio con todos los veteranos que no podemos entender de ninguna manera qué es esto de las computadoras. Nos mataron salvajemente.

Ilda Santos Terra dijo...

No sé qué pasa. Mi única hija está comprando cosas para irse a vivir con el novio, y en dos años se compraron más cosas que las que pudimos tener con mi marido en 25. Esto sí que es fácil. No saben lo que son escaseces!!!

Marce dijo...

Debo estar loco pero esa boca me enloquece de deseo. No sé qué haría si la tuviera delante mío ahora. Me masturbé y ahora estoy más razonable.

Cramer Robinson dijo...

aplaudo de pie esa distinción entre pre-ocuparse y ocuparse.
brillantina!!!

Telma Bonasso dijo...

Para mi todo pasa por tener o no tener trabajo. Acá o en cualquier parte del mundo. Cuando uno tiene trabajo todo lo demás se arregla.

Graciela Roca dijo...

Su artículo de hoy me resulta estimulante, lo que no me sucede con otros también suyos en los que insiste en mostrar la parte fea de la luna.

Esta vez me estimula para felicitarlo.

Miguel Correa Soto dijo...

La nona está en la etapa de la vida en que siempre cuenta lo mismo hasta con las mismas palabras pero siempre como si fuera la primera vez. "Antes sí que había delincuencia!" repite y repite. Claro, hace como 3 años que no pisa la calle y de los noticieros entiende lo que ella imagina.Ya no me gasto en corregirla.

Martina Avero dijo...

Pasó a la historia cuando Orson Wells dijo por la radio que el planeta estaba siendo invadido por marcianos y la gente que estaba escuchando su radio-teatro, se lo creyó y entró en pánico.

Anónimo dijo...

Marce, no se si sos varón o nena. Yo soy nena y me pasa lo mismo que a ti.

Luisa Darwin dijo...

Yo soy muy ignorante pero también muy imaginativa, entonces para entender la globalización lo que hice fue suponer que los mercados de los distintos barrios se fueron expandiendo, expandiendo, hasta que al final quedaron todos conectados. Eso mismo, pero a nivel de planeta, imagino yo que es la globalización: se desparramaron tanto los mercados, que terminaron tocándose.

Pedro Aramburú dijo...

No me diga que está todo igual xq no es así. Ahora está compitiendo con nosotros un chino que lo único que come es un plato de arroz x semana. Así nadie puede vender un puto tornillo.

Orosmán Diez dijo...

Para mi lo peor es que las culturas se entreveran todas y nadie tiene identidad nacional. Eso promueve una crisis de valores que desmorona las sociedades, las familias, las instituciones. Todo.

Yolanda dijo...

El ocuparme de tantas cosas a la vez me preocupa por temor a no poder resolverlas en tiempo y forma.

Clarisa Ratín dijo...

La globalización es un fenómenos maravilloso en manos de la especie humana. Eso es lo que estropea todo.

Gustavo Saenz dijo...

Es verdad que esto así nunca pasó pero que pasaron cosas muy similares de las que podemos sacar ejemplo. Por eso la historia y el psicoanálisis son disciplinas muy útiles.

brujilda dijo...

Para mí es muy claro que el pasado no fue mejor. Antes te podían quemar viva en la hoguera.

Lucas Queijo dijo...

En las grandes ciudades y con toda la tecnología que hay a disposición, puede llegar a atrofiarse lentamente el instinto gregario de la especie.

nélida campos dijo...

A mí la pérdida de fronteras que me preocupa es la que experimenta mi marido cuando se falopea. Él dice que hace un consumo social, yo lo veo más como un consumo de andar por los pretiles.

Gustavo Uturride dijo...

Esta bueno pensar que lo que a uno le pasa nunca le pasó a nadie y ni siquiera el mundo en su largo recorrido lo ha experimentado. Te sentís el más grande de los mártires, el más especial de los terrestres y el más desgraciado y solo en caso de que no puedas salir de eso.

Sorry dijo...

Disculpemé, pero yo por televisión no me conecto con ninguno de mis amigos.

Oriente dijo...

Los frecuentes cambios de escenarios te obligan a ser un gran utilero.

¿Qué es un hombre si no sabe manejarse con los útiles que le tocaron en gracia?

Eduardo Sanseviero dijo...

Está bien lo que dice Oriente, pero que no se olvide que no todos tenemos acceso a los adelantos que proporciona la tecnología. Hay toda una gradación en eso. Está desde el que tiene lo último el primer día, el que accede a todo lo moderno pero ya obsoleto, hasta el que decide quedarse por fuera, ya sea por loco, pobre o testarudo.

la amazona dijo...

En los matriarcados reinó la paz, el orden y la belleza. La angustia y la incertidumbre sólo afectaba a los hombres.

Andreína dijo...

Tengo una enfermedad terminal que siempre le sucedió a la humanidad y que nunca se pudo resolver ¿corresponde que me deprima?

Mª Eugenia dijo...

¿Se puede elegir lo que a uno le conviene pensar?

Astroman dijo...

La forma de terminar con la globalización es que cada país se radique en un planeta distinto.

Sarita dijo...

En donde empezó la globalización fue en los pequeños pueblitos. Ahí todos sabían todo de todos, unos dependían de otros, usaban la misma ropa porque había sólo una tienda, veían las mismas películas en el único cine y marchaban todos a la misma iglesia.

chuky dijo...

En todos los pueblos estuvo siempre presente la sensación de incertidumbre, ansiedad y angustia porque en todos los pueblos hay gente.

lola dijo...

Comparta estas ideas y no permita que ningún argumento se interponga entre nosotros.